Saltar al contenido

Lencería sexy: como elegir la ropa interior perfecta para seducir a tu pareja

lenceria sexy para sorprender a tu pareja

El objetivo de una lencería sexy es realzar las formas y hacer que la mujer que la lleva se sienta aún más femenina. 

Aunque la lencería es en la mayoría de los casos invisible para los ojos externos, se ha demostrado que usar ropa interior seductora tiene un efecto real en el encanto que una mujer siente que tiene. 

A continuación encontrarás una serie de consejos para elegir la lencería erótica femenina perfecta para ti.

Usa siempre la talla adecuada para ti

El arte de seducir es personal y diferente en cada mujer, no existen reglas estándar a aplicar, al contrario, la seducción debe adaptarse a nuestra personalidad y a nuestro cuerpo, especialmente a la hora de elegir lencería sexy.

El primer paso es elegir la talla adecuada: las prendas de ropa interior demasiado ajustadas hacen evidentes las imperfecciones y dejar señales evidentes de bandas elásticas que se aprietan en el cuerpo. Si es adecuado para nuestro cuerpo y nuestras curvas, un conjunto de lencería sexy en tallas grandes será el arma ganadora para captar su total atención. No te preocupes, tu pareja solo notará el efecto general, el tamaño de tu lencería seguirá siendo un secreto solo para ti.

Elige el color de la ropa interior que más te convenga

Las tendencias en lencería varían cada año, por lo que no debes dejarte llevar por las mismas así que si por ejemplo tu espíritu seductor y tu sensualidad se realzan con un conjunto de ropa interior negra clásico y atemporal, no sigas las tendencias del momento y considera tu inclinación personal a la seducción. 

El color que elijas debe resaltar tu feminidad, adaptarse a tus colores naturales e inmediatamente hacerte sentir más glamurosa y sexy. Si tienes la piel clara, evita los colores brillantes como el amarillo o el naranja, mientras que si tus curvas son generosas, no te dejes tentar por un conjunto de lencería roja o un sujetador de cuero sexy, te arriesgas a parecer vulgar.

El sujetador

Son muchos los modelos diferentes de sujetador que hay en el mercado, con aros o relleno, push-up o balconette, triangular o bandeau y están diseñados para realzar de forma natural las curvas de cada mujer. 

Basándonos en tu físico y tus medidas, te damos un par de consejos para guiar tu elección hacia el modelo de sujetador que más te conviene. Si tienes los senos pequeños, luz verde para sostenes balconette, que te dan un tamaño extra y levantan los senos, pero ten cuidado con el acolchado, si te excedes con la espuma corres el riesgo de dejar a tu novio decepcionado en el momento en que te quites el sostén. 

Si tienes senos generosos te sugerimos que optes por un sujetador con aros, el soporte adicional para tus curvas sexys nunca es una mala idea. 

Si eres de las que tiene mucha suerte y tus formas son firmes, cualquier sujetador te sentará bien, incluso los modelos de triángulo o bandeau.

Braguitas, tangas y culottes

Es fundamental elegir los complementos adecuados para ser sexy y realzar las curvas que nos ha otorgado la madre naturaleza. Si tienes un físico curvilíneo y formas generosas, la combinación adecuada para ti es el culotte , que levanta y hace que tu trasero sea visiblemente más firme. Elige un culotte sin costuras y juega con el efecto transparente de las transparencias y los encajes, el efecto seductor te sorprenderá.

Si la abundancia no es el término adecuado, opta por braguitas hechas con tejidos muy elaborados: costuras en relieve, lazos, pequeños volantes debajo de la ropa dan ese volumen extra que cambia de forma.

Si, por el contrario, tus curvas son firmes y redondas, tu braguita perfecta es el tanga.

Medias y ligueros

Las medias son el complemento perfecto para dar el toque final a cualquier look. Ya sea con ligueros o sin ellos, una media te ayudará a realzar aún más la figura dando especial protagonismo a tus piernas.

Elige la lencería para usar según las diferentes ocasiones.

Última regla a tener en cuenta: elige la lencería que quieras ponerte según la ocasión.

En ocasiones elegantes, es mejor elegir una ropa interior completa sin costuras y en un color neutro que modele el cuerpo debajo del vestido, mientras que si la ocasión es un encuentro romántico, apuesta por encajes, estampados y modelos atrevidos.

Sin embargo esta regla no es ningún mantra a seguir al pie de la letra y cualquier momento es bueno para llevar lencería erótica. Lo importante es sentirse bien y segura contigo misma.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con tus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad