FUNCIONAMIENTO DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO REVOLVING

FUNCIONAMIENTO DE LAS TARJETAS DE CRÉDITO REVOLVING

Para aquellos que estén pensando en contratar, les hayan ofrecido o hayan contratado una tarjeta revolving vamos a explicar cómo funcionan este tipo de instrumentos de crédito.

Una tarjeta revolving no funciona como las tarjetas de crédito que solemos conocer, el pago de los gastos que realicemos con ella se aplaza y fracciona en varias cuotas.

Las cuotas de pago pueden ser de una cantidad fija o un porcentaje de la deuda que hayamos generado con la tarjeta revolving.

Funciona como una especie de línea de crédito, la financiera pone un límite y el usuario puede ir realizando compras, traspasos a cuenta o disposiciones de efectivo hasta la cantidad que le hayan fijado.

También sucede que una vez consumido el crédito, éste se puede ir ampliando, con el consiguiente aumento de la cuota, vía porcentaje o vía aumento en euros.

Son fáciles de conseguir ya que, normalmente, las emiten y gestionan entidades financieras con las que no tenemos vinculación y que no analizan en profundidad la solvencia o capacidad de pago del cliente.

Simplemente las ponen en manos del consumidor y si la utiliza es cuando empiezan a girar recibos.

Sin embargo, la facilidad con la que pueden conseguirse tiene un alto coste, los intereses remuneratorios que han de pagarse por el dinero que gastes.

Es muy frecuente que la TAE (tipo anual equivalente) de estos créditos se dispare hasta el 30%, lo que ha llevado a muchos clientes a plantearse si es posible conseguir la nulidad de una tarjeta revolving por intereses abusivos.

La justificación de unos intereses tan altos es la mayor probabilidad de que existan más deudores que no atiendan a los pagos de la tarjeta.

RECLAMAR POR TARJETA REVOLVING CON INTERESES ABUSIVOS

Miles de usuarios han decidido reclamar la nulidad de estos productos, consideran que les aplican unos intereses abusivos en la tarjeta de crédito, y que en algunos casos pueden llegar a ser usurarios.

Y es, precisamente, a la Ley de Usura de 1908 a la que acuden para conseguir la nulidad de su crédito revolving.

Es cierto que no son las únicas cláusulas abusivas que pueden encontrarse en los contratos de revolving, a menudo, se pide la nulidad de otras como la de disposición de efectivo o reclamación de posiciones deudoras.

JUICIO MONITORIO POR TARJETAS REVOLVING

Las entidades suelen acudir al juicio monitorio por tarjeta revolving para reclamar los atrasos o la totalidad del préstamo a los usuarios.

Éste es un procedimiento rápido y sencillo al que conviene oponerse si no queremos que la deuda se calcule en base a cláusulas nulas.

La oposición al monitorio debe basarse en la aplicación de cláusulas que contravienen la normativa de defensa de los consumidores.

También puede hacerse en base a la falta de información y transparencia por parte de la entidad a la hora de comercializar el producto.

Otra vía de defensa es la documentación, es posible que no exista copia firmada del contrato, o que éste se encuentre redactado en letra minúscula, lo que está prohibido por las leyes.

Desde luego, lo que no conviene, es quedarse de brazos cruzados ante la interposición de este procedimiento por la gestora del crédito revolving.

Si simplemente, tienes una tarjeta de este tipo, y quieres deshacerte de ella, existen despachos de abogados especialistas en tarjetas revolving que te ayudarán a conseguir su nulidad.

¿Te gustó este post? Valóralo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (3 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*