Saltar al contenido

El Coworking de Casa les punxes x Cloudworks

coworking

Un concepto de oficina moderna que toma protagonismo

El emblemático edificio inaugurado en 1905 por su arquitecto Josep Puig i Cadafalch, una eminencia de la ciudad condal, se conoce popularmente como Casa les Punxes (o Casa de los Pinchos) aunque oficialmente se llama la Casa de Terradas. Hoy en día es un espacio de coworking que fusiona la tradición y el patrimonio cultural, y la modernidad y tecnología más actual de un centro moderno donde trabajar. Por fuera el edificio resalta en el entorno por sus seis torres puntiagudas con inspiración en los castillos medievales.

En plena Avenida Diagonal de Barcelona y en este icónico edificio declarado en 1975 Monumento Histórico Nacional, está este espacio puntero de oficinas de coworking Casa les Punxes donde en la actualidad, este edificio modernista que diseñó Puig i Cadafalch, alberga a emprendedores y profesionales freelance que tienen la fortuna de poder trabajar e incluso organizar eventos en este lugar único en el que se da gran importancia a la convivencia.

El coworking ideal

Con una dinámica planta baja y una luminosa azotea abierta al público, es el sitio idóneo para quienes busquen un espacio espectacular en el que desarrollar su negocio o simplemente un entorno en el que trabajar con buenas vibraciones.

Y es que el ambiente que se crea en un edificio es un ingrediente muy importante para el ánimo de los trabajadores que desarrollan cada día su actividad en el interior. Se ha demostrado que un espacio luminoso y lleno de armonía aumenta no solamente la creatividad sino también la productividad.

Conceptos sencillos para grandes creaciones

Desde luego en Casa les Punches es más fácil encontrar la inspiración y la motivación necesarias para sacar adelante un proyecto que en cualquier otro edificio de oficinas clásico con su iluminación artificial y sus espacios neutros. Trabajar en un entorno donde se tiene la oportunidad de conocer perfiles emprendedores de actitud similar ayuda a sacar adelante la jornada laboral e incluso a mejorar el bienestar general y ganar en calidad de vida.

Desde la entrada al edificio ya se observa que el lugar es muy especial. Con grandes ventanales, techos muy altos, una decoración vanguardista y unos espacios de conversación muy acogedores, la Casa les Punches es un espacio de trabajo realmente único en el país.

Qué es el coworking y por qué funciona

Se trata de una forma de trabajo que permite a los profesionales freelance y a los equipos de emprendedores compartir un espacio de trabajo en el que poder desarrollar sus proyectos tanto de manera independiente como en colaboración entre ellos. La gran ventaja de un coworking flexible es que se ofertan espacios de trabajo cómodos que están ya completamente equipados con mobiliario, conexión a internet, impresoras o salas de reuniones, entre otras facilidades como espacios para poder comer, para el descanso o para tener reuniones de trabajo.

De este modo se ahorra en el aspecto económico al no necesitar preocuparse por montar una oficina y se paga una sola cuota mensual sin tener que pagar explícitamente por un espacio privado más las facturas de conexión a la red, electricidad, agua, limpieza, etc; a la vez que se gana en compañía y comodidad.

Una oferta sin precedentes

Cada vez más personas que trabajan de manera independiente o que deciden emprender un proyecto se suman a esta corriente de buscar una oficina en la que compartir espacio flexible con otros perfiles similares. Pero cuando se trata de lugares tan especiales como Casa les Punxes se convierten en algo más que una oficina, siendo un espacio positivo y motivador.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad