Cambia los intermitentes de tu moto de una manera sencilla

Los intermitentes son mucho más que simples accesorios para tu moto. Estos cumplen una importante función de seguridad. Pues, su misión principal es alertar a otros conductores del próximo movimiento que se hará sobre la moto.

Así, el no usarlos compromete la integridad física tanto de quien va sobre la moto como de las personas a su alrededor. No está demás recordar que las motos son mucho más frágiles que un coche, y las consecuencias de un accidente pueden ser fatales.

Además, salvo que se trate de un ciclomotor o de una moto anterior a 1999, su uso es obligatorio. Por tanto, al no llevarlos se estaría infringiendo la ley. En este sentido, las motocicletas respectivas deben contar con dos luces amarillas de dirección en la parte delantera, y dos en la parte trasera.

Dada la importancia de estas luces para la seguridad y legalidad del propio vehículo, es preciso estar atentos a cualquier daño o deterioro. En general, requieren de poco o ningún mantenimiento. Además, es muy fácil determinar cuando fallan o están por hacerlo, pues entonces suelen presentar variaciones en el tiempo de intermitencia  o su intensidad.

Ante estas señales lo mejor es reemplazarlos lo antes posible. Para ello, no es preciso llevar la moto al taller. En realidad, es una tarea sencilla que se puede realizar en casa. Además, para hacerlo aún más fácil, a continuación se explica paso a paso cómo cambiar los intermitentes de tu moto de una manera sencilla.

Comprar los intermitentes correctos

Diferentes motos llevan diferentes intermitente. Pues, no todas las intermitentes son iguales, más si son muy parecidas, siendo así conviene asegurarse de comprar los correctas. Por ello, y para garantizar la compra, conviene acudir a tiendas especializadas.

Por ejemplo, en acmotos encontrarás una gran cantidad de intermitentes para tu moto, así como la asesoría necesaria. Asimismo, se tiene acceso a alternativas como los intermitentes de led, con los que no será necesario reemplazar las bombillas.

intermitentes moto correctos

Ambas alternativas se están haciendo cada vez más populares en cuanto a la señalización vehicular. Esto se debe a las múltiples ventajas ofrecidas en cuanto al consumo eléctrico y la duración de este tipo de bombillas.

Este tipo de tiendas, además ofrece una mayor variedad estética de intermitentes. De esta forma, con un pequeño gesto, se consigue marcar la diferencia la moto de respecto a otras.

Preparación y herramientas para cambiar los intermitentes

Una vez se dispone de los intermitentes de recambio adecuados, entonces se puede poner manos a la obra. Sin embargo, antes se debe verificar que se cuenta con las herramientas necesarias para llevar a cabo el reemplazo. Tales como varios destornilladores y pinzas.

Asimismo, se aconseja echar un vistazo al manual de instrucciones de la moto. Esto permite entender cualquier detalle o especificación que se deba tener presente en relación a los intermitentes.

Por último, antes de entrar de lleno al cambio de los intermitentes, es preciso apagar el motor y dejar que la moto se enfríe. De esta forma, se consigue evitar cualquier quemadura por roces y poder trabajar más cómodamente.

Abrir la carcasa del intermitente

Ya entrando en materia, lo primero será abrir la carcasa. Afortunadamente, esto no implica mayores complicaciones. Las carcasas están normalmente encajadas a presión, por lo que se puede abrir fácilmente con un destornillador plano.

Para ello, se debe posicionar el destornillador en la hendidura ubicada en la parte lateral, y haciendo palanca será posible abrirla rápidamente y sin mayores inconvenientes.

En algunos casos, las carcasas están sujetas con tornillos. Entonces, sólo es cuestión de retirar dichos elementos de sujeción. Es importante, colocar los tornillos a salvo, pues por su tamaño reducido es muy fácil extraviarlos.

intermitentes moto correctos

Retirar y reemplazar el reflector

Una vez se ha quitado la carcasa, se procede a sacar el reflector. Sujetando el casquillo, se gira la bombilla en sentido opuesto a las agujas del reloj hasta lograr sacar esta.

En este punto, es preciso verificar el estado de la bombilla. Si se encuentra fundida, entonces debe proceder a sustituirse por una nueva. En cualquier caso, se debe ser cuidadoso al introducirla, procurando encajar correctamente la bombilla en las muescas del casquillo. Asimismo, se debe chequear el estado de los contactos, revisando que no haya señales de deterioro.

Seguidamente, se introduce el nuevo reflector, siguiendo la muesca correspondiente. Para finalizar, solo es necesario cerrar la carcasa, colocando los tornillos si fuera necesario.

Repetir el proceso con cada intermitente de la moto

El procedimiento descrito es sumamente sencillo. Además, es exactamente el mismo para los cuatro intermitentes de la moto. Por otra parte, debe prestarse atención a la posición de estos entre sí.

Puesto que de acuerdo con la ley, los intermitentes deben posicionarse  de manera simétrica respecto al plano longitudinal del vehículo. El incumplimiento de esto al igual que de las demás disposiciones relacionadas, pueden conllevar a diferentes multas y sanciones.

¿Te gustó este post? Valóralo

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (Ninguna valoración todavía)
Cargando…

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*