Saltar al contenido

¿Realmente ayudan los suplementos de proteínas a ganar peso?

Las proteínas se han transformado en el suplemento alimenticio más popular, sobre todo entre los apasionados del fitness, que buscan a través de su consumo mejorar su rendimiento deportivo, ganar masa muscular y lograr el cuerpo que desean. Se calcula que una de cada 20 personas las toma, sobre todo a partir de los 50 años.

Estos alimentos son una excelente opción siempre y cuando vayan en armonía con las rutinas de entrenamiento periódicas y un plan nutricional apropiado. De este modo, además de consumir un batido de proteína para subir de peso se debe cumplir otros dos requisitos: realizar ejercicios en el gimnasio para sumar fibra y tener un buen descanso.

¿Por qué debemos ocuparnos de la proteína?

Obtener niveles adecuados de alimentación de proteínas nos dará un mejor progreso a nuestro cuerpo para aumentar la masa muscular, acelerar nuestra recuperación y ocasionar un impacto positivo en nuestra salud.

Podemos decir que el componente estructural que reviste a los tejidos es proteína y también lo son las células corporales.

Ingerir proteína aporta una fuente de nitrógeno, y el mismo es indispensable para prevenir el deterioro del tejido muscular cuando disminuye la grasa corporal.

A su vez, repone un saldo abundoso en glucosa para sumar energía mientras limitamos los hidratos de carbono, ayudando a sostener y mejorar las hormonas.

Relación de las proteínas con el entrenamiento 

  • Previo al entrenamiento: Si la nutrición y el ritmo físico son los adecuados, el cuerpo poseerá un balance rico en proteínas. Por ende, la síntesis será superior que la descomposición.
  • Durante el entrenamiento: El organismo estará en un saldo negativo de proteínas. La descomposición del tejido, a contramano del imaginario popular, se sostiene igual en el entrenamiento; sin embargo, la síntesis de proteínas nuevamente incorporadas decrece. Para sumar masa corporal, necesitamos que la reparación sea realizada a una intensidad más veloz que los niveles de descomposición. Cuanto más prolongados sean nuestros entrenamientos, mucho más tiempo nos costará conseguir el aliciente de reparación muscular que necesitamos.
  • Después de entrenar: Durante un período escaso de tiempo, el equilibrio de proteínas permanecerá siendo negativo, centralmente debido a que el cuerpo ha dejado de sintetizar proteínas adicionales. De este modo, la descomposición aumentará, pero en las siguientes horas, la síntesis proteica incrementará súbitamente para doblegar a la descomposición. Aquí es fundamental que el organismo incorpore los nutrientes necesarios para ayudar en la recomposición celular.

¿Funcionan los suplementos proteicos después de entrenar?

Por supuesto que sí. Durante el entrenamiento nuestro organismo estará en un equilibrio negativo de proteínas. Al término del entrenamiento, la síntesis proteica aumentará y la descomposición disminuirá, llegando a generar un saldo positivo de nitrógeno.

Consumir proteínas y aminoácidos es vital para brindar ayuda al aumento de síntesis proteica que requieren los músculos y también en favor de la disminución de la descomposición proteica. En tal medida, se puede buscar un mayor balance de proteínas y auxiliar a incrementar la masa muscular magra, los niveles de fuerza y la recuperación muscular.

Tomar aminoácidos, proteína de suero o suplementos proteína después del entrenamiento, demuestra un notable incremento doble de proteínas y otros aspectos que proporcionan el incremento muscular.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver Política de cookies
Privacidad